Soluciones de teletrabajo

Sin acceso, no hay trabajo. Sin calidad, no hay productividad. Sin protección, no hay seguridad.

Es imposible plantear un escenario de teletrabajo sin una solución de acceso sólida y segura que soporte los tres escenarios de teletrabajo que pueden considerarse: trabajadores remotos desde su domicilio, trabajadores itinerantes y trabajadores desplazados en clientes. Desde el punto de vista de la definición y herramientas de cada puesto de trabajo es posible que existan diferencias según las necesidades y perfil de cada trabajador. Pero desde el punto de vista de conectividad, las necesidades que hay que resolver son tres: ancho de banda, calidad de servicio y seguridad, independientemente de la tecnología de acceso que se utilice.

Si se considera además el efecto sobre la red corporativa, el cambio de hábitos de los trabajadores remotos y su impacto en los patrones de tráfico, pueden tener efectos importantes sobre el rendimiento global que requieran cambios en su estructura o capacidad. Ejemplos de esto pueden ser el aumento del tráfico de video simultáneo y casi constante generado por las videoconferencias, o la necesidad de incrementar la seguridad perimetral o las aplicaciones de verificación de derechos de acceso e identidades.

¿Por qué Sothis?

En Sothis, entendemos que los trabajadores que no se encuentran físicamente en las dependencias de la organización deben poder desarrollar su trabajo en condiciones idénticas a los demás. Y para ello, la garantía de una conectividad estable, suficiente y segura que permita un acceso sin problemas a los recursos que necesitan es una pieza clave. Y esto va mucho más allá de instalar una aplicación de VPN en un portátil. Nuestros servicios de redes para teletrabajo se basan en ancho de banda, calidad de servicio y seguridad. Y todos ellos tienen que ver no sólo con el acceso, sino también con la configuración de recursos de la red corporativa, que se debe incluir tanto en remoto como en oficina bajo unos procedimientos y políticas comunes que permitan su utilización por los usuarios en todo momento. Nuestra experiencia en redes corporativas y la capacidad de gestión de nuestro NOC nos avalan.
1

Una red única

Resolvemos el problema de hasta dónde llega la red, ya que los accesos remotos se consideran parte integral de la red en cuanto a implantación, monitorización y gestión.

2

Disponibilidad y calidad de servicio

Desde nuestro centro de gestión de red se trata la red desde una perspectiva integral, lo que garantiza la conectividad y funcionalidad que cada usuario necesita en cada momento independientemente de su localización.

3

Seguridad de acceso, información y usuarios

Nuestro SOC se ocupa de proteger las conexiones remotas, más allá del establecimiento de VPNs. También es posible añadir políticas de acceso, control de identidades y medidas complementarias de seguridad que garanticen que sólo acceden remotamente aquellos que puedan hacerlo, y que los que acceden son realmente quienes dicen ser.

4

Soporte a usuarios

Te proporcionamos un servicio completo de atención y soporte para la resolución de incidencias en el que se incluyen las personas desplazadas.

Nuestros

Partners

Formulario

#AgilidadEficiencia

Contacta con nosotros y descubre cómo podemos ayudarte a impulsar tu negocio para que sea cada vez mejor.
De conformidad con lo establecido en la normativa vigente en materia de protección de datos, le informamos que sus datos serán tratados por SOTHIS TECNOLOGÍAS DE LA INFORMACIÓN, S.L. con el fin de atender las solicitudes que nos formule en base a la ejecución de un acuerdo. Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición, así como los demás que la normativa reconoce al interesado, mediante solicitud dirigida a c/ Charles Robert Darwin, 13 – Parque Tecnológico cp. 46980 Paterna (Valencia), o por correo electrónico a rgpd@sothis.tech adjuntando copia de su DNI o documentación que le identifique. Puede consultar información adicional sobre el tratamiento de datos en SOTHIS en nuestra Política de Privacidad.

Soluciones

Soluciones relacionadas

El problema principal de las redes de comunicaciones corporativas es la necesidad de integrar una enorme variedad de dispositivos, trabajadores móviles, elementos conectados (y aplicaciones con diferentes demandas de ancho de banda y calidad de servicio, mientras dan respuesta a número creciente de demandas en cuanto a calidad y disponibilidad del acceso a los servicios.  

SDN

SDN es el acrónimo de una tecnología (Software Defined Networks o Redes Definidas por Software) que identifica un enfoque arquitectónico de la red que permite que sea controlada de manera inteligente y central, o programada, mediante el uso de aplicaciones de software. Aunque se aplica a la gran mayoría de las redes, el origen de esta tecnología que se ha convertido en un estándar, surge de la necesidad de contar con redes que conectasen las máquinas físicas y virtuales con rapidez, flexibilidad y sencillez operativa, dando servicio a los Data Centers virtualizados, lo que se consiguió aplicando conceptos similares a la red y separando la funcionalidad y la operación de la plataforma hardware.  
Una organización no puede permitirse que la red deje de funcionar. Es el punto de encuentro de la actividad de la organización, de su relación con otros y de todos sus activos críticos de negocio: personas, procesos, información y máquinas. Hasta hace poco, las redes corporativas eran relativamente previsibles, porque su estructura, sus patrones de tráfico y sus líneas de conexión eran muy estables y seguras.
La red es un componente vital de las empresas digitales para aprovechar al máximo toda la capacidad tecnológica disponible. Por ello son muchas las organizaciones que están transformando su red tradicional basada en hardware en una red definida por software que les permita impulsar la innovación real y soportar los nuevos patrones de tráfico, responder rápidamente a las demandas de los usuarios y de las áreas organizativas o de negocio y proteger la información, los procesos y las personas.
El trabajo de hoy pasa por la movilidad, la exigencia de conectividad constante y la variedad de dispositivos. Las demandas de las personas, y ahora también de las “cosas”, siguen creciendo de forma constante: más velocidad, menos latencia, mejor experiencia de usuario, mayor cobertura y sencillez. Y todo ello sin estar limitados a una ubicación o dispositivo cumpliendo con los condicionantes de seguridad necesarios. La única respuesta a este escenario de exigencia son redes WIFI diseñadas para mantener un nivel de cobertura que garantice la conectividad de calidad e ininterrumpida a los usuarios en cualquier punto y que permitan a la organización una gestión sencilla y sobre todo segura.

No es sólo un blog

Artículos relacionados

Desde siempre nos hemos conectado a la wifi...
El pasado Marzo, mi compañero Joaquin ya desgranaba...
El origen de la tecnología SD-WAN, independientemente del...

¡Gracias!

Tu formulario se ha enviado correctamente-